Somos

KRANIO es un proyecto fundado por Pablo Duque, neuropsicólogo, que se inscribe en PROYECTO INEURO.

Tras años de trabajo en diferentes centros (Hospital Universitario Virgen Macarena, Hospital Universitario Reina Sofía, Servicio Extremeño de Salud, Hospitales NISA…) decidió montar EL PROYECTO INEURO®. Este proyecto tiene varias marcas fundamentales, entre ellas INEURO y KRANIO, dirigidas a la atención clínica en Neurorrehabilitación, de calidad, individual y ética, así como a la creación de recursos, investigación y formación en Neurociencia.

Este proyecto ha tomado cuerpo en el ámbito clínico y, por ello, el ámbito de la investigación en Neurociencias Clínicas, el ámbito formativo y el ámbito de recursos para la clínica, se quedaba huérfano. Fue por ello por lo que se decidió montar otro proyecto dentro PROYECTO INEURO® que nació en 2015 y que tomó el nombre de KRANIO.

Llevamos la única formación acreditada en ©Neuropsicología Funcional, tanto en el ámbito sanitario [psicólogos sanitarios, neuropsicólogos, médicos, logopedas, fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales] como en el ámbito educativo [psicopedagogos, pedagogos, maestros, psicólogos educativos]. Desarrollamos investigación clínica en el Hospital Universitario Virgen Macarena y en otras instituciones con las que llegamos a acuerdos para avanzar en investigación. Por último introducimos recursos para ayudar a los profesionales en su práctica clínica: pruebas neurocognitivas, libros, etc.

KRANIO es un proyecto en el que poco a poco sumamos y sumaremos a más profesionales.

En KRANIO nos dedicamos a la formación de calidad y con costes bajos. Hacemos cursos monográficos, simposiums, talleres, seminarios, postgrados universitarios…

El proyecto KRANIO nace con unas voluntades muy claras

Ayudar, desde la Economía Social, a la formación de profesionales del ámbito de las Neurociencias.
Investigar cuestiones de relevancia para el ser humano: investigación clínica en el ámbito de la Neurociencia Clínica.
Dotar de recursos a los profesionales sanitarios: pruebas neurocognitivas, libros, revistas científicas.

En esta actuación siempre impera la ética, la Economía Social, la sinergia con otros profesionales o instituciones. Sólo esperamos conseguir aportar algo, aunque sea muy poco, al paciente neurológico, haciéndolo a través de dotar de recursos a los profesionales sanitarios y otros profesionales no sanitarios pero que tratan con pacientes neurológicos.